Categorías
Nueva Vida Orejas de Ratón by Lu

4 años, 2 vidas y múltiples recuerdos… Parte 4

El amor y el final…

Recuerdo mucho los últimos días que estuvimos juntos, me sentía muy ansiosa, molesta, triste y sola…

Recordaba cada consejo que me decían mis amigas y cada vez que yo le decía: preocúpate cuando ya no te moleste, porque entonces será cuando me estés perdiendo.

Yo lo llevaba de detalles saben? Aún cuando no tenía mucho dinero le compraba los juegos que él quería por verlo feliz, aún cuando no tenía ánimos ni mucho tiempo, le dedicaba canciones, hablaba de amor… Aún cuando no tenía mucha paciencia, lo esperaba y aguantaba todo porque tenía esperanza de que algún día fuera diferente. Luego me di cuenta que no quería lo que mi mamá tenía, yo quería una pareja, un compañero, un igual. No alguien que me hiciera sentir que estaba sola en la relación.

Cuando le dije que me iría, él intentó hacer de todo para que me quede… Escogió precisamente el momento en el que estaba por sacar mis cosas de su casa, para dedicarme la canción que tanto esperé… Escogió ese momento para decirme todo lo que siempre esperé oír, y eligió ese momento para decirme que haría cualquier cosa por mi… Lo malo fue que ya era tarde, me sentía cansada, ya no podía creer más en sus palabras, sentía que debía alejarme y eso hice. Irme fue lo más duro de la vida, pero sentí calma.

Luego de eso, hablamos y me pidió para volver… Luchó contra su orgullo y me pidió una oportunidad, se la di. Pero él creía que todo volvería a ser como antes de inmediato y no. Él esperaba que yo volviera de inmediato a su casa y yo quería pasar tiempo con mi familia. Pero él no entendía, lo quería todo igual…

Es difícil cuando desgastas tanto un sentimiento que al final sientes que ya no tienes nada más para dar. Yo estaba cansada y ya no quería, le dije que ya NO LO QUERÍA.

Al poco tiempo terminamos definitivamente y le pedí que nos alejemos un poco, no quería verlo ni hablarle, porque sabía que en cualquier momento podría volver a caer en lo que sentía por él. Fui cruel, lo ignoré y quise que sienta que de verdad estábamos separados… Él lo resintió, pero sentí que debía pensar en mi, en mi tranquilidad y lo hice.

Luego de un tiempo cuando volvimos a hablar yo volví a caer en todos los sentimientos, pero cuando le dije para volver, me rechazó.

Es curioso cómo aunque una persona te haga sentir mal con tu aspecto, con tu manera de pensar y los gustos que tienes, aún así digas: pero llego a amarlo de nuevo y te pongas a pensar… ¿es amor de verdad o es dependía? ¿Necesidad de seguir en ese ideal que tenía hace tiempo? ¿Esperanza de que de verdad todo lo planeado de cumpla?

Yo siempre he sabido cómo es él, lo buen manipulador que puede llegar a ser, y cómo siempre “asombrosamente” tiene la razón. Y aún así he querido volver con él tantas veces… Aún después de 4 años de haber terminando… Creo que siempre me había rehusado a la idea de que ese amor ya no iba más. Pensaba que si esperaba lo suficiente, él vencería a su ego y se daría cuenta que somos una buena pareja después de todo. Mi dependencia siempre ha estado presente y he sentido mil veces que él solo necesita un corto tiempo para que yo esté de nuevo a sus pies… Al menos así era. Ahora ya no.

Creo firmemente en que soy otra… que pienso diferente y que tengo más fuerza en mi, pero también sé cómo es él y por eso me alejé.

Carta del final:

De verdad te amé lo sabes no?

Te adoré, te creí, te puse encima de todo y te di todo de mí cuando estuvimos…

Y hasta después…

Siempre supe y sentí que tenías un poder sobre mi, siempre supe que sabías manipular mis pensamientos y aún así caí de nuevo en ti, cada vez que se pudo.

Aún con el tiempo que pasó, en el recuento de los daños creo que aprendí mucho de ti y aprendimos los dos de la relación.

Siempre me quedó ese pensamiento de que eras “mi langosta” (Referencia a Ross y Rachel de Friends, por eso escogí esa foto para la nota); que no importaba el tiempo que pase o las personas con las que estemos, que igual terminaríamos juntos aunque siempre dijeras que “nunca pero nunca regresarías con alguien que te hizo tanto daño como yo”

Con todo eso, yo igual creí…

¿Sabes? Si fuimos buenos amigos, y nos compartíamos muchas cosas, siento que siempre te quise en mi vida por eso y aún con todo lo que me hiciste pensar, creí necesitarte aún más.

Sé que para este momento debes seguir pensando que soy la peor, que “te clavé un puñal en la espalda” que te hice ver como el peor ser humano, maltratador de la vida…

Tú y yo sabemos qué pasó, tú y yo vivimos esa etapa como pudimos y salimos de ella como nos pareció mejor.

Sabes también que una de las razones de que me haya ido hacia mi nueva aventura, era porque quería alejarme de todo lo que tuviera que ver contigo. Lo hice, gracias.

Siento ahora más que nunca que tengo otra manera de pensar, que ahora ya puedo sacarme esa espina y vivir tranquila, que puedo hablar del tema sin un nudo en la garganta y sin pensar que todo solo yo lo hice mal. Siento que ahora he crecido, que ya no me ata nada y que de verdad podría ver tu vida desde afuera, sin involucrar mis emociones.

Espero que seas feliz con tus decisiones, espero que también crezcas y sientas que quizás esta catarsis también te sirve para ver en qué fallamos y qué no deberías volver a hacer.

Tu orgullo es grande, tu ego pesa aún más, pero sé que aunque todo haya pasado como pasó, en algún momento quisiste intentarlo de nuevo pero tu yo interno no te dejó y qué bueno! Pues nos hubiéramos hecho más daño.

A veces simplemente las relaciones deben ser para enseñar y luego dejar volar…

Eso nos pasó y ahora a volar…

La última vez que te escribí te pedí que ya no me hables, que dejes que sea yo quien escriba, cuando no me tengas bloqueada… Y la verdad no creo que lo haga más… quizás de aquí a unos años podamos cruzar anécdotas y veamos cuánto hemos madurado. Ahora siento que estoy bien así y quiero moverme, quiero dar otro paso y seguir adelante.

Ya no hay más lamentos, ya no quiero seguir arraigándolos en mi vida, ya no quiero sentir que te debo algo o que debo seguir en la tuya.

Ya me dejo y te dejo ir… Así, en modo dramático, porque es el único que conozco.

Sé que serás feliz, a tu modo.

Gracias si leíste y sino, también.

Lu.

Categorías
Nueva Vida Orejas de Ratón by Lu

Trust in me, it’s not your fault

Muchas veces nos culpamos sin medida…

muchas veces creemos que todo lo que hacemos está mal…

Nos juzgamos, nos reprimimos, nos limitamos y más solo por lo que otrxs puedan decir.

Reconozco el sentimiento de culpabilidad ilimitada, de rechazo hacia mi y de recriminación…

Muchas veces cuando me he equivocado, me he dicho: Ay… qué estúpida! ¿Cómo se te ocurrió hacerlo? Cuando en realidad no tendría por qué ser tan dura conmigo.

A veces nos limitamos tanto, nos acomplejamos y creemos que debemos hablarnos duro para “entender” porque así lo hemos recibido de nuestros padres y ellos de los suyos. Porque la sociedad dicta que una cosa está mal y la otra está bien y si piensas diferente, entonces debes cambiar.

Recuerdo cuando recién me pintaba el cabello y lo que tuve que afrontar; como las miradas juzgonas de la gente que murmuraba a mi paso; porque “no era normal” y que como señorita “me vería mejor con un color más natural de cabello”

Esto se me vino a la mente el otro día cuando estaba en el trabajo y había llevado los labios azules y la dueña del local me preguntó que por qué los tenía así… le dije que quería probar algo nuevo y me dijo: NO, nothing new – no, nada nuevo.

Ella es una persona muy chapada a la antigua y piensa que ese estilo no va bien con lo que la gente pueda pensar de mi al verlo, y sobretodo lo que pueda pensar de la empresa.

Así como ella, he conocido mucha gente que me ha dicho:

– Y cuando te vas a pintar un color normal?… en mi cabeza está: cuál es el color “normal” uno que esté aceptado por todos?

– Oye por qué no te consigues un novio? … porque no estoy buscando “conseguirme” alguien como si estuviera buscando Pokémon’s.

– Oye y cuándo tendrás hijos? No crees que es una buena edad para pensar en eso? .. No, no lo sé pero lo sabré cuando YO QUIERA!

– Oye por qué te vistes así? No crees que deberías ser más “señorita” o no mostrar tanta piel porque no está bien? … dime, para quién no está bien? Para ti? Para el mundo? Pues aprendí a vivir bajo mis reglas, según lo que me hace feliz y esto es. Gracias

– Oye por qué tenías que irte del país si aquí tenías todo? … Eso a ti no te incumbe!

– Oye estás bajando/subiendo de peso no?… No lo sé, no me peso a diario para mirar mi progreso, amo mi cuerpo como está ahorita y trato de mantenerlo así porque YO QUIERO.

Y así muchos más…

Si tú también te has sentido de esa manera alguna vez, déjame decirte: Confía en mi, no es tu culpa.

No es tu culpa que los demás tengan otra manera de pensar…

No es tu culpa que hayan sido criados bajo estereotipos cuadriculados…

No es tu culpa que no hayan aprendido a apreciar la belleza de cada uno…

No es tu culpa que no puedan entender tus procesos y tus cambios…

No es tu culpa que no les guste tu cuerpo, tu actitud, tu forma de ser o la forma en la que quieres vivir.

No es tu culpa, no te culpes por lo que no entiendan los demás.

Porque al final del día, lx únicx que vive tu vida, eres tú. Lx únicx que crece y desarrolla sus sueños eres tú.

Y si algo he aprendido durante el proceso de crecer y amarme más cada día, es de ser paciente conmigo, ser amable con mis cambios y respetar mis procesos.

A veces quiero correr y quisiera que todo se solucionara para poder sentirme bien siempre, pero es mejor tomarlo un día a la vez.

Disfruta el proceso de cambio interno, disfruta de tus errores, aprende de ellos y vive… Vive mucho.

Si te antoja algo, cómelo

Si te gusta algo y puedes, cómpralo

Si quieres experimentar con algo nuevo, inténtalo

Pero no te quedes con la idea de: Y si hubiera…. Porque las cosas que te pierdes, pesan más a lo largo del tiempo 😊

Gracias por leer

Lu.

Categorías
Nikelodeon Otras películas Random

¡Hey Arnold prepara su nueva película!

Luego de la reciente fiebre por Pokemon Go, el regreso de la moda de los 90’s y los proyectos de películas que nos traen un nuevo vistazo de nuestras antiguas series, llega para sumarse a la lista: Hey Arnold, ésa serie del joven cabeza de balón que nos conquistó de chicos.

81jtNhsOgfL._SL1500_.0.0

Esta película que será transmitida por el canal Nikelodeon será estrenada el próximo año, y retomará la historia exactamente en donde terminó en el último capítulo del programa original; dando así respuestas a muchas de las interrogantes que no fueron respondidas durante todo el tiempo que el show estuvo en el aire, como el principal, el paradero de los padres de Arnold.

bd471110-c2f4-0133-a23a-0e55e2be01e5

Además, ésta película contará con 19 de los actores de doblaje del elenco original, así que la personalidad, imagen y voz de cada uno de nuestros personajes, permanecerá intacto.

640_Hey_Arnold_Movie

El reparto que han compartido hasta el momento es Francesca Marie Smith como Helga, Justin Shenkarow como Harold, Anndi McAfee como Phoebe, Olivia Hack como Rhonda y Dan Castellaneta y Tress MacNeille como los abuelos de Arnold; sin embargo, los protagonistas Arnold y Gerald no serán expresados con los actores originales, Masin Vale Cotton y Benjamín Flores Jr. serán los encargados respectivamente.

24-hey-arnold.w1200.h630

En el último Comic Com se dio a conocer los primeros trazos de los personajes:

helga-hey-arnoldhey-arnold-1jerald-hey-arnoldphoebe-hey-arnold

file_20160722080545

Hey Arnold estuvo al aire desde 1996 hasta 2004 y rápidamente logró convertirse en uno de los shows animados más famosos de este popular canal de televisión.

Hey Arnold!: The Jungle Movie, se estrenará el próximo año por el canal de Nickelodeon y tendrá una duración de 2 horas.

 

¿Qué les parece? ¿También están ansiosos por verla?

http-%2F%2Fmashable.com%2Fwp-content%2Fgallery%2Fhey-arnold-helga%2Fhey-arnold-chewing-gum

 

Categorías
Opinión Personal

¿Eres lo que piensas?

¿Les ha pasado?(en especial a las chicas) que cuando van por la calle, se ponen a examinar a otra chica y dicen: Hey, ¿animal print en el polo y en en el leggin? ¿en serio? ¿no se da cuenta que no combina? Y luego comienzas a darte cuenta que podría haber escogido otra prenda, pero no lo hizo y quizás al final te sientes como Cady de Chicas Pesadas examinando eso y preguntándote si de verdad importa su look, porque quizás ella sea mucho mejor que tú en lo que haces, o quizás gana más y llegas a la conclusión de que nuevamente no importa su estilo en esos temas.
Pero no puedes evitarlo, ya la examinaste y ya viste a otra de la quisieras copiar su estilo.

Suele pasar, a mi me pasa a menudo.

Y la verdad es que luego de juzgar y medir con la vara de “fashion blogger” te das cuenta que cada quien tiene un estilo, una personalidad y que en el fondo quizás lo que quieres es llegar a tener lo mismo, la confianza que tienen algunas para ponerse un crop top enseñando sus rollitos o la seguridad de otras para ponerse un súper ultra mini short cuando no tienen las piernas trabajadas.
Y no lo haces, no te decides a ponerte lo mismo que ellas porque te ves al espejo y sientes que está mal, ya sea porque alguien antes te dijo: ¿cómo te lo vas a poner si estas así? O ¿vas a salir con eso? ¿no ves que aún te falta para que te quede bien?

¡No tienen fundamentos! ¿qué autoridad podría tener alguien más? (Ya sea tu novio, esposo, conviviente o amante) para decirte qué es lo que debes o no usar. Al final de cuentas tú eres la dueña de tu cuerpo, tú decides si te arriesgas o no, tú decides retas a tu autoestima o no; tú decides si eres libre o no.

Yo solía limitarme, aunque abiertamente siempre he luchado porque las demás no lo hagan, pero me he dado cuenta que un cambio es  bueno, que es sano sentirse bien con tu cuerpo, con tus curvas y con tus decisiones.

¡Así que vamos por todo! A romper barreras, límites y estádares de belleza

#girlpower #fitpower